Accesibilidad en un tablet con Windows 8

La empresa Microsoft ha publicado recientemente la ultima versión de su sistema operativo para ordenadores personales. Esta nueva versión es conocida como Windows 8 y viene en dos versiones principales: Windows 8 y Windows 8 RT. Windows 8 RT esta diseñada para ser utilizada en dispositivos móviles con pantalla táctil, como puede ser una tablet.

La accesibilidad de Windows 8 viene de serie para muchos perfiles de discapacidad. Incluye lector de pantallas, magnificador, configuración de alto contraste, reconocimiento de voz, teclas pegajosas y algunas herramientas adicionales de accesibilidad. Una prueba de su accesibilidad es este mismo articulo, el cual ha sido escrito en un sistema operativo Windows 8 Enterprise utilizando Narrator, el lector de pantallas incluido en Windows.

Windows 8 y su nuevo modelo de uso

Windows 8 presenta una interfaz con una metodología de uso bastante distinta a la de versiones anteriores de Windows. El escritorio clásico ha sido relegado a un segundo lugar. Ahora las aplicaciones son mas importantes. En la parte inferior de la pantalla están localizados controles para interactuar con el sistema como puede ser un botón para mostrar un teclado en pantalla. En la parte superior derecha están los típicos controles para maximizar, minimizar y cerrar ventanas pero las barras de menú han desaparecido de todas las aplicaciones. Los usuarios acostumbrados a versiones anteriores de Windows pueden sentirse desorientados y confusos durante las primeras sesiones de uso.

Esta interfaz promete ser mas sencilla e intuitiva que la de versiones anteriores. El problema es que, aunque esto sea cierto, muchos usuarios utilizan Windows de forma mecánica y no realizando procesos de comprensión intuitiva de la interfaz. Quizás sea el momento de que el usuario comprenda a su dispositivo en lugar de usarlo sin pensar.

Tablets con Windows 8 y personas ciegas

Las tablets han tenido mucha aceptación entre personas con y sin discapacidad, incluso entre las personas ciegas, para las que el tamaño de una pantalla táctil no aporta mejoras frente a las que presenta un smartphone como un iPhone o un Nexus. Windows 8, al igual que la versión de escritorio, incluye Narrator en la versión para tablets aunque hay que comprender las diferencias de uso entre un equipo con teclado fisico y un equipo con pantalla táctil.

Narrator esta diseñado para ser utilizado tanto con un teclado físico como con una pantalla táctil. En un equipo con un teclado físico utilizando la tecla de bloquear mayúsculas como tecla de control del lector de pantallas permitiendo explorar zonas de las ventanas y de la interfaz a las que no llega el foco del cursor. En una pantalla táctil Narrator captura los gestos táctiles del sistema y reconoce gestos con uno, dos, tres y cuatro dedos para controlar el lector de pantallas. Por ejemplo, para acceder al listado de comandos de Narrator debemos pulsar con cuatro dedos tres veces la pantalla.

Siguiendo con la experiencia de Narrator en un equipo con pantalla táctil podemos arrastrar el dedo y Narrator verbalizara el elemento que está bajo el dedo. Esto en la mayoría de elementos que resulten compatibles con la capa de accesibilidad de Windows 8.

Los gestos de control son similares a los de VoiceOver para iPhone e iPad aunque hay notables diferencias. Por ejemplo, el gesto equivalente a flick derecho e izquierdo de iPhone se hace con 3 dedos en Windows 8.

Otro problema importante es que, a diferencia de VoiceOver, TalkBack, Spiel o Mobile speak; Narrator se inicia con una configuración poco compatible con el uso de una pantalla táctil. Por defecto hay opciones desactivadas relacionadas con una escritura cómoda con el teclado en pantalla, la exploración de la pantalla con los dedos o el modo de exploración en detalle. Esto obliga al usuario ciego a personalizar el lector de pantallas con pocos conocimientos sobre los gestos mas habituales.

También indicar que existen aplicaciones que resultan confusas o nada compatibles con Narrator por lo que una persona ciega no podrá usar estas aplicaciones.

Los usuarios de magnificación de pantalla pueden encontrar que el zoom hace movimientos extraños al activar el teclado en pantalla. Lo mismo sucede con ventanas en las que se muestran barras de desplazamiento. No se sincroniza de forma apropiada el deslizamiento de una ventana con el deslizamiento de la magnificación. El usuario de magnificación de pantallas debe ir modificando tanto su foco de exploración ampliada como las barras de desplazamiento de la ventana de la aplicación que se este utilizando.

Windows 8 en tablets con otros perfiles de discapacidad

Los tablets con Windows 8, aunque su configuración y características técnicas puedan considerarse elevadas, se ven muy limitados en procesamiento y almacenamiento debido a que Windows 8 RT consume muchísimos recursos. Las funciones de reconocimiento del habla se limitan al dictado y algún comando de voz. La campana del sistema puede ser ocultada por alguna ventana o panel flotante y las teclas pegajosas pueden ser incompatibles con algunos teclados Bluetooth que no gestionan bien el mantenimiento de las comunicaciones entre dispositivos. Todo esto se origina por intentar llevar un sistema operativo de ordenador de escritorio a un dispositivo móvil y no querer adaptar la experiencia de usuario a cada caso.

Con todos estos datos podemos afirmar que Windows 8 es un sistema operativo casi terminado con respecto a su accesibilidad. Fallos más o menos importantes en sus productos de apoyo se pueden ver agravados al utilizar un equipo portátil con recursos limitados como es el caso de algunas tablets. Esto obliga a mantener la consabida afirmación de: una persona con discapacidad está obligada a adquirir un equipo con Windows con una configuración de procesador y memoria elevados ya que su producto de apoyo consumirá gran parte de los recursos

Conclusiones

Es gratificante comprobar que Microsoft se ha unido al carro de otros grandes fabricantes de sistemas operativos en la idea de que la accesibilidad, y sus productos de apoyo, deben estar incluidos de serie en los equipos. Una persona con discapacidad tiene el mismo derecho que el resto de personas a utilizar un equipo informático desde el primer instante. Aunque Narrator, la magnificación y otros productos de apoyo presentan algunas anomalías de comportamiento es necesario reconocer que esta nueva versión de Windows presenta un aspecto más que interesante y se merece una oportunidad de ser utilizado por personas con y sin discapacidad que quieran aventurarse, con paciencia y ganas de cambiar su forma de pensar, con un nuevo modelo de uso de equipos informáticos.

Kindle Fire de Amazon se olvida de la accesibilidad

Ayer la empresa Amazon presentó al mundo su esperada tablet conocida como Kindle fire.

Se ha hablado mucho en Internet de sus 7 pulgadas, de sus 450g de peso y sus características de conectividad, soporte de gestos multitáctiles con un máximo de 2 dedos y demás pero pocos se acordaron de la accesibilidad. Tan pocos que ni la propia Amazon lo hizo a la hora de fabricarlo.

El dispositivo utiliza como sistema operativo una versión modificada de Android pero tan modificada que han eliminado el soporte de accesibilidad de este sistema operativo. Se conoce la posibilidad de instalar aplicaciones empaquetadas de Android pero se desconoce el resultado de instalar Talkback, Spiel o Mobile accessibility for Android que, hasta la fecha, son las únicas herramientas de accesibilidad para personas ciegas.

Durante la conferencia de Amazon, gracias a la colaboración de Ángel Jimenez, uno de los responsables de Amazon indicó que el dispositivo, por ahora, no incluye ningún soporte o tecnología de accesibilidad.

Su poco peso, sus dimensiones y la simplicidad de sus gestos pueden convertirlo en un tablet útil para personas con discapacidad física parcial pero se desconoce si los gestos pueden ser personalizados, si existe soporte de Google Voice para el reconocimiento de voz o si se puede controlar todo el dispositivo a través de la pantalla, como sucede en una versión común de Android. Por estas razones no podemos asegurar su accesibilidad, siquiera, para personas con problemas de manipulación o movilidad.

Indignación y movilización del público

Muchas personas ciegas o con otros perfiles de discapacidad esperaban que el Kindle fire incorporase, al igual que hace el eBook reader Kindle, algunas características de accesibilidad como por ejemplo síntesis de voz para leer textos. Pero la realidad ha indignado notablemente a muchas personas.

En Estados Unidos de America muchos usuarios con discapacidad han comenzado una campaña de queja contra Amazon realizando el siguiente proceso: Un usuario solicita una reserva de 20 o 30 Kindle fire para, a continuación, cancelar la reserva y en el campo de justificación para la cancelación incluyen un texto indicando que la cancelación se debe a que Amazon no ha incluido ningún soporte de accesibilidad en el dispositivo.

Esperemos que Amazon no vuelva a discriminar e ignorar las necesidades de sus clientes.

Samsung Galaxy Tab P1010, la evolución del smartphone

La empresa coreana Samsung posee en su catálogo de dispositivos a la venta la serie Galaxy tap. Estos dispositivos pertenecen a la categoría de tablets y, actualmente, tienen bastante aceptación en el mercado.

El modelo P1010, aunque sólo posee conexión WIFI, es un buen candidato como dispositivo para trabajo de campo gracias a sus 380 gramos de peso, 7 pulgadas de pantalla y un precio inferior a los 380 euros. El llevarlo a la escuela, una reunión o al lugar de trabajo se hace una tarea sencilla y natural.

Puedes consultar las especificaciones técnicas en la página oficial de Galaxy Tab P1010.

Foto de la Samsung Galaxy Tab P1010

Accesibilidad del dispositivo

Este dispositivo usa Android como sistema operativo por lo que las personas con discapacidad visual encontrarán, actualmente, una accesibilidad que se puede considerar, en muchos casos, deficiente debido a las limitaciones de la capa de accesibilidad, los lectores de pantalla y a que no existe, actualmente, un magnificador de pantallas para este sistema operativo.

Las personas con problemas de manipulación parcial serán los más beneficiados por las características de este dispositivo gracias a sus dimensiones (con una superficie de 7 pulgadas para la pantalla), su peso (380 gramos) y la parte trasera del dispositivo, que permite tumbarlo sobre una superficie sin que existan zonas desequilibradas.

En la superficie del dispositivo encontramos una pantalla táctil capacitiva de 7 pulgadas sin ningún botón que pueda incomodar a personas con discapacidad fisica. El dispositivo posee 3 botones físicos (subir y bajar volumen y el botón para bloquear el dispositivo), los cuales tienen una superficie suficiente para ser cómodamente pulsados aunque se encuentran en los cantos de la carcasa aunque podemos sustituir su funcionamiento a través del software del dispositivo para que el tablet no se bloquee y controlar el volumen a través de la pantalla.

Acoplar este dispositivo a una silla de ruedas es posible utilizando la base comercializada con Samsung, realizando ciertos ajustes a la misma. Pero quizás las dimensiones de la pantalla, menor con respecto a otras tablets del mercado, puedan facilitar o entorpecer su uso a través de un licórnio o apuntador capacitivo. Todo dependerá de la movilidad en el cuello o manos que tenga la persona que utilice la silla de ruedas.

Este dispositivo usa Android 2.2 Frollo por lo que se incluye un sistema de reconocimiento de voz basado en Google voice por lo que los usuarios que necesiten introducir textos mediante la voz podrán hacerlo con relativa comodidad.

Aunque el dispositivo incorpora una cámara frontal de 1Mpx para videoconferencias las 7 pulgadas de la pantalla pueden resultar insuficientes para la interpretación de la lengua de signos durante una videoconferencia.

Que el dispositivo utilicen una versión de Android no específica para tablets, como es Android 3.0 Honeycomb, puede provocar que el interfaz de algunas aplicaciones se parezca enormemente al que aparece en un teléfono pero ampliando las dimensiones de los controles. En algunos perfiles de discapacidad cognitiva, visual y motriz esto puede resultar beneficioso al tratarse de un interfaz más simplificado que el habitual que se utiliza en un tablet y con controles de mayor tamaño tanto para ser visualizados como para tocarlos y activarlos.

Apple iPad 2, un ordenador para quien no quiere un ordenador

La empresa Apple puso a la venta este año 2011 la segunda versión de su dispositivo móvil de gran tamaño, el conocido Apple iPad 2. Este dispositivo es considerado por muchos como una simple mejora en hardware de la primera versión del tablet de Apple ya que sus dimensiones, autonomía y sistema operativo son comunes para ambas versiones. Pero es su procesador, el Apple A5 de doble núcleo y mejor control gráfico, y la reducción de sus dimensiones en grosor y peso las que hacen que la experiencia de usuario sea distinta entre el primer modelo y este iPad 2.

Este dispositivo, gracias a la sencillez y lo intuitivo de su interfaz, se ha convertido en el dispositivo ideal para niños, estudiantes y ancianos. La curva de aprendizaje para su manejo es muy inferior con respecto a otras plataformas como Android o WebOS. Ejemplos de esto se pueden encontrar en diversos portales de vídeo en Internet donde aparecen ancianas de más de 90 años o niños con menos de 3 años disfrutando del uso de su iPad. Todo esto, junto con el apoyo de ciertas editoriales y empresas de la publicación, han conseguido que este dispositivo, junto a su sistema operativo, hayan sido adoptado por escuelas, universidades y centros de estudios en varios países y estados de Norteamérica.

Imágen del Apple iPad 2

Puedes consultar sus especificaciones técnicas en la página oficial de iPad2.

Accesibilidad del dispositivo

Sus 600 gramos de peso y su grosor inferior a 9mm hacen que resulte cómodo de sostener en las manos. Unido al hecho de que la distribución de los componentes de su interior crean un reparto del peso más equilibrado provocando que la sensación de sostenerlo con una mano sea sencillo y seguro. Pero esta sensación no es permanente y el peso del dispositivo se deja notar tras un tiempo sujetándolo por lo que personas con problemas para manipular o sostener objetos deben tener precaución tras la primera impresión al sujetar el dispositivo.

En el mercado existen varios soportes y bases que pueden resultar fácilmente acoplables a una silla de ruedas y la pantalla de 9.7 pulgadas puede resultar cómoda de usar con un licórnio o apuntador capacitivo.

Aunque iOS, el sistema operativo de Apple para dispositivos móviles, posee una función de comandos de voz para controlar algunos aspectos del dispositivo, se echa en falta un servicio de reconocimiento de voz para el sistema operativo para aquellos usuarios que necesiten introducir información a través de la voz. Existen aplicaciones en la App store, la tienda online de aplicaciones de Apple, que se dedican a esta función de convertir la voz en texto pero no todas tienen una buena integración con el sistema operativo por lo que no se puede considerar como una solución completa. Existen rumores de que Apple integrará este servicio en la próxima versión del sistema operativo pero todavía no hay certezas sobre ello.

El dispositivo sólo tiene 4 botones físicos (bloqueo, subir y bajar volumen y botón de inicio). Salvo el botón de inicio, situado en el frontal bajo la pantalla táctil, el resto de botones se encuentran en los cantos de la carcasa. Los botones son de fácil presión y la funcionalidad de los mismos se puede anular o gestionar mediante el software de este tablet por lo que personas que no puedan pulsar dichos botones no encontrarán demasiados problemas con él.

Esta versión del tablet de Apple incorpora una cámara frontal de 1Mpx, resolución suficiente para mantener una videoconferencia con lengua de signos, unido a la resolución de la pantalla (1200X768 pixeles con 132 PPP) y al servicio de videoconferencias de Apple, conocido como Facetime hacen que sea una buena opción para personas con hipoacúsia.

Son las personas con discapacidad visual, tanto parcial como total, las que disfrutarán más de este dispositivo ya que es el tablet con mejor accesibilidad del mercado para personas con discapacidad visual. El magnificador (Zoom) y el lector de pantallas (VoiceOver) están completamente integrados en el sistema operativo y se incluyen voces sintéticas para más de 20 idiomas.

Varias empresas y organismos relacionados con el autismo han desarrollado estudios y aplicaciones para personas con este perfil de discapacidad por lo que actualmente este dispositivo ofrece una mejor experiencia de usuario para personas con autismo a través de su interfaz o aplicaciones específicas.