Archivo de la etiqueta: lector de pantallas

Samsung Galaxy Gear S3 accesible

La empresa Samsung es mundialmente conocida por la producción de electrodomésticos, dispositivos móviles y componentes para otros fabricantes. Dentro del mundo de la accesibilidad Samsung también está siendo conocida por apostar por la accesibilidad llegando a superar el compromiso de otros fabricantes como Google creando herramientas y productos de accesibilidad mejorados a partir de otros ya existentes como es el caso de Galaxy Talkback, el lector de pantallas para los dispositivos móviles de Samsung con sistema operativo Android.

Samsung también apuesta por la accesibilidad para todas sus plataformas, incluida la de sus wearables como es el caso de su último reloj inteligente, el
Galaxy Gear S3

El Gear S3 utiliza como sistema operativo Tizen el cual ha sido empoderado por Samsung y se están viendo ahora los frutos de ese esfuerzo por la empresa de mejorar este sistema operativo que, en un principio, carecía de cualquier característica de accesibilidad.

Elementos de accesibilidad en Gear S3

Dentro de los ajustes del reloj encontramos el apartado de accesibilidad. Allí encontramos dos secciones principales: visión y audición.

Para las personas con discapacidad visual encontramos los siguientes servicios de accesibilidad: lector de pantallas, zoom, inversión de color y color en escala de grises. Además se ha incluido la característica de pantalla oscura para que personas ciegas puedan utilizar su reloj de forma discreta.

Para las personas con discapacidad auditiva encontramos las caracteristicas de audio mono y de apagado de sonidos.

Además dentro del apartado de ajustes de accesibilidad el usuario puede activar el atajo rápido de activación y desactivación de la accesibilidad pudiendo activar o desactivar el lector de pantallas, por ejemplo, pulsando tres veces con dos dedos en la pantalla.

Un primer paso en Tizen y una primera oportunidad para mejorar

Aunque el lector de pantallas y la función de zoom funcionan bastante bien debemos tener en cuenta que este es el primer paso en accesibilidad para Tizen por lo que hay varias cosas que mejorar y varias cosas que incluir.

Uno de los principales problemas es la inexistencia de accesibilidad desde la caja. Tanto el atajo de activación de accesibilidad como todas las herramientas de accesibilidad vienen por defecto desactivados por lo que una persona con discapacidad necesitará una ayuda inicial para poder usar su dispositivo de forma autónoma.

El uso de los elementos físicos del reloj por parte del lector de pantallas u otras herramientas de accesibilidad es mínimo perdiendo la oportunidad de crear mecanismos de interfaz mejorados para personas con discapacidad. Por ejemplo, los usuarios de lectores de pantalla en lugar de mover el dedo por la pantalla táctil para escribir algo podrían usar la rueda giratoria la cual es un elemento físico con marcas hápticas claras para una persona ciega.

Se rompió el monopolio

Con el esfuerzo de Samsung en este reloj también se ha de reconocer un beneficio muy claro para las personas con discapacidad: ahora las personas con discapacidad tienen una alternativa al Apple Watch. Y es una estupenda alternativa ya que el Samsung Gear S3, además de incluir características de accesibilidad es un buen reloj inteligente con otras muchas características que lo convierten en un wearable ideal para muchos usos y situaciones.

Las personas somos diversas y los gustos y necesidades son diversos. Es necesario también que haya diversidad en la oferta tecnológica disponible para todos y gracias a Samsung la oferta en relojes inteligentes para personas con discapacidad se amplía de forma muy apropiada.

Accesibilidad en un tablet con Windows 8

La empresa Microsoft ha publicado recientemente la ultima versión de su sistema operativo para ordenadores personales. Esta nueva versión es conocida como Windows 8 y viene en dos versiones principales: Windows 8 y Windows 8 RT. Windows 8 RT esta diseñada para ser utilizada en dispositivos móviles con pantalla táctil, como puede ser una tablet.

La accesibilidad de Windows 8 viene de serie para muchos perfiles de discapacidad. Incluye lector de pantallas, magnificador, configuración de alto contraste, reconocimiento de voz, teclas pegajosas y algunas herramientas adicionales de accesibilidad. Una prueba de su accesibilidad es este mismo articulo, el cual ha sido escrito en un sistema operativo Windows 8 Enterprise utilizando Narrator, el lector de pantallas incluido en Windows.

Windows 8 y su nuevo modelo de uso

Windows 8 presenta una interfaz con una metodología de uso bastante distinta a la de versiones anteriores de Windows. El escritorio clásico ha sido relegado a un segundo lugar. Ahora las aplicaciones son mas importantes. En la parte inferior de la pantalla están localizados controles para interactuar con el sistema como puede ser un botón para mostrar un teclado en pantalla. En la parte superior derecha están los típicos controles para maximizar, minimizar y cerrar ventanas pero las barras de menú han desaparecido de todas las aplicaciones. Los usuarios acostumbrados a versiones anteriores de Windows pueden sentirse desorientados y confusos durante las primeras sesiones de uso.

Esta interfaz promete ser mas sencilla e intuitiva que la de versiones anteriores. El problema es que, aunque esto sea cierto, muchos usuarios utilizan Windows de forma mecánica y no realizando procesos de comprensión intuitiva de la interfaz. Quizás sea el momento de que el usuario comprenda a su dispositivo en lugar de usarlo sin pensar.

Tablets con Windows 8 y personas ciegas

Las tablets han tenido mucha aceptación entre personas con y sin discapacidad, incluso entre las personas ciegas, para las que el tamaño de una pantalla táctil no aporta mejoras frente a las que presenta un smartphone como un iPhone o un Nexus. Windows 8, al igual que la versión de escritorio, incluye Narrator en la versión para tablets aunque hay que comprender las diferencias de uso entre un equipo con teclado fisico y un equipo con pantalla táctil.

Narrator esta diseñado para ser utilizado tanto con un teclado físico como con una pantalla táctil. En un equipo con un teclado físico utilizando la tecla de bloquear mayúsculas como tecla de control del lector de pantallas permitiendo explorar zonas de las ventanas y de la interfaz a las que no llega el foco del cursor. En una pantalla táctil Narrator captura los gestos táctiles del sistema y reconoce gestos con uno, dos, tres y cuatro dedos para controlar el lector de pantallas. Por ejemplo, para acceder al listado de comandos de Narrator debemos pulsar con cuatro dedos tres veces la pantalla.

Siguiendo con la experiencia de Narrator en un equipo con pantalla táctil podemos arrastrar el dedo y Narrator verbalizara el elemento que está bajo el dedo. Esto en la mayoría de elementos que resulten compatibles con la capa de accesibilidad de Windows 8.

Los gestos de control son similares a los de VoiceOver para iPhone e iPad aunque hay notables diferencias. Por ejemplo, el gesto equivalente a flick derecho e izquierdo de iPhone se hace con 3 dedos en Windows 8.

Otro problema importante es que, a diferencia de VoiceOver, TalkBack, Spiel o Mobile speak; Narrator se inicia con una configuración poco compatible con el uso de una pantalla táctil. Por defecto hay opciones desactivadas relacionadas con una escritura cómoda con el teclado en pantalla, la exploración de la pantalla con los dedos o el modo de exploración en detalle. Esto obliga al usuario ciego a personalizar el lector de pantallas con pocos conocimientos sobre los gestos mas habituales.

También indicar que existen aplicaciones que resultan confusas o nada compatibles con Narrator por lo que una persona ciega no podrá usar estas aplicaciones.

Los usuarios de magnificación de pantalla pueden encontrar que el zoom hace movimientos extraños al activar el teclado en pantalla. Lo mismo sucede con ventanas en las que se muestran barras de desplazamiento. No se sincroniza de forma apropiada el deslizamiento de una ventana con el deslizamiento de la magnificación. El usuario de magnificación de pantallas debe ir modificando tanto su foco de exploración ampliada como las barras de desplazamiento de la ventana de la aplicación que se este utilizando.

Windows 8 en tablets con otros perfiles de discapacidad

Los tablets con Windows 8, aunque su configuración y características técnicas puedan considerarse elevadas, se ven muy limitados en procesamiento y almacenamiento debido a que Windows 8 RT consume muchísimos recursos. Las funciones de reconocimiento del habla se limitan al dictado y algún comando de voz. La campana del sistema puede ser ocultada por alguna ventana o panel flotante y las teclas pegajosas pueden ser incompatibles con algunos teclados Bluetooth que no gestionan bien el mantenimiento de las comunicaciones entre dispositivos. Todo esto se origina por intentar llevar un sistema operativo de ordenador de escritorio a un dispositivo móvil y no querer adaptar la experiencia de usuario a cada caso.

Con todos estos datos podemos afirmar que Windows 8 es un sistema operativo casi terminado con respecto a su accesibilidad. Fallos más o menos importantes en sus productos de apoyo se pueden ver agravados al utilizar un equipo portátil con recursos limitados como es el caso de algunas tablets. Esto obliga a mantener la consabida afirmación de: una persona con discapacidad está obligada a adquirir un equipo con Windows con una configuración de procesador y memoria elevados ya que su producto de apoyo consumirá gran parte de los recursos

Conclusiones

Es gratificante comprobar que Microsoft se ha unido al carro de otros grandes fabricantes de sistemas operativos en la idea de que la accesibilidad, y sus productos de apoyo, deben estar incluidos de serie en los equipos. Una persona con discapacidad tiene el mismo derecho que el resto de personas a utilizar un equipo informático desde el primer instante. Aunque Narrator, la magnificación y otros productos de apoyo presentan algunas anomalías de comportamiento es necesario reconocer que esta nueva versión de Windows presenta un aspecto más que interesante y se merece una oportunidad de ser utilizado por personas con y sin discapacidad que quieran aventurarse, con paciencia y ganas de cambiar su forma de pensar, con un nuevo modelo de uso de equipos informáticos.

Blackberry screen reader al detalle

La mayoría de los teléfonos y smartphones del mercado siguen la tendencia de utilizar una pantalla táctil en lugar de utilizar un panel de botones físicos para controlar los dispositivos. Aunque esa tendencia es beneficiosa para muchos usuarios no se ha de olvidar que hay otros usuarios que prefieren o necesitan teclas físicas para controlar sus dispositivos móviles.

Para estos usuarios que prefieren el teclado físico frente a la pantalla táctil una de las opciones más elegidas era la ofrecida por Research In Motion, más conocida como RIM, creadores de la plataforma y los dispositivos Blackberry.

Estos dispositivos son utilizados en la mayoría de países del mundo y, aunque hasta hace poco eran mayoritariamente utilizados en el ámbito empresarial, han encajado en el nicho mercado de usuarios jóvenes de smartphones gracias a sus servicios de mensajería instantánea y servicios de conectividad a la Web.

Accesibilidad en Blackberry OS7

Muy pocos usuarios con discapacidad accedían a esta versión de la plataforma debido a las pocas características de accesibilidad que proporcionaba. Esto parece estar cambiando y RIM ya ofrece un lector de pantallas, conocido como Blackberry screen reader, e incluyen opciones para personalizar aspectos de visualización de la interfaz general como visualización en cuadrícula o listas, personalización de teclas de función o personalización por temas de color.

Blackberry screen reader al detalle

Este lector de pantallas utiliza un método de control similar a otros productos de apoyo de la plataforma Symbian. En resumen, se utiliza un cursor de 5 posiciones para mover el foco del sistema y se utilizan algunas combinaciones del teclado junto a una tecla de función para poder realizar ciertas funciones del producto de apoyo.

Funciones telefónicas

El teléfono gestiona bien las llamadas y la información de los contactos. El lector de pantallas accede bien a toda esta información y su comportamiento, en la última versión de este lector de pantallas, resulta correcto aunque no se puede acceder al mismo durante una llamada a menos que activemos la función de manos libres en el dispositivo.

Síntesis de voz

La síntesis de voz está en castellano y posee una buena dicción. Posee una buena respuesta aunque los problemas de retraso en las reacciones se deben, principalmente, a la gestión realizada por el lector de pantallas.

Se pueden personalizar aspectos como la velocidad, el tono y el timbre así como la pronunciación de mayúsculas o caracteres de contraseña.

Control del cursor

El cursor del sistema se controla a través de un pequeño cuadrado táctil situado arriba del teclado qwerty. Este panel táctil, por defecto, viene configurado para una alta sensibilidad por lo que es recomendable personalizar la configuración del sistema al mínimo de sensibilidad aunque con el tiempo y la práctica podemos aprovechar la velocidad que podemos alcanzar a la hora de recorrer listas de opciones si aumentamos la sensibilidad del panel táctil.

Escritura

Esta es, quizás, la mayor diferencia con respecto a otros dispositivos y plataformas. Las Blackberries incluyen un teclado físico qwerty que, con un poco de práctica, podemos alcanzar una buena velocidad de escritura. El lector de pantallas responde bien a la introducción de texto aunque se encontró un error en la pronunciación de vocales si utilizamos una velocidad elevada para la pronunciación. Una vez se solucione este problema, la experiencia de escribir en este dispositivo puede resultar muy satisfactoria para aquellos usuarios que quieran un teclado físico bajo sus dedos.

Ayuda y aprendizaje

El lector de pantallas incluye una ayuda interactiva para conocer las funciones del teclado. Activando esta función podemos ir pulsando una a una las teclas del dispositivo y conocer sus funciones.

En el menú de configuración del lector de pantallas se incluye un texto de ayuda aunque en la versión actual resulta ilegible por el lector de pantallas. De todas formas podemos acceder a esta información y a más información sobre la ayuda del producto de apoyo en la página oficial del producto y en castellano. Puedes leer la guía de usuario Blackberry, leer la sección de accesibilidad de Blackberry o leer el manual de Blackberry screen reader.

Puntos fuertes y virtudes

Para empezar debemos indicar que Blackberry screen reader se distribuye de forma gratuita para los usuarios de estos dispositivos. Recordad que hay algunos modelos que no son compatibles por lo que es recomendable consultar esto antes de realizar la compra de un dispositivo. Actualmente muchos operadores de telefonía están ofreciendo estos dispositivos a muy bajo coste por lo que una persona ciega que quiera un teléfono para llamadas, mensajería, correo electrónico y redes sociales puede resultarle interesante esta opción

También el uso de un teclado qwerty físico puede resultar muy atractivo para todos aquellos usuarios que no les gusta los teclados virtuales de las pantallas táctiles o los teclados numéricos son engorrosos o lentos para escribir.

Su instalación se realiza como una aplicación más para este sistema operativo. Se puede realizar bien desde el propio dispositivo o conectando el terminal a un ordenador personal y accediendo a la página web de RIM para Blackberry o utilizando el programa de sincronización de Blackberry para Windows y OSX.

Este programa de sincronización es compatible con Windows y Mac OSX. Aunque presenta algunas barreras de accesibilidad es utilizable con lector de pantallas. Hay que señalar la necesidad de utilizar las últimas versiones de este software para poder realizar las actualizaciones de Blackberry sin problemas.

Por otra parte indicar que el manejo del dispositivo, gracias a su modo de navegación por menú, es muy sencillo. Operaciones como Leer y publicar en Twitter, enviar y leer mensajes de texto y mensajería instantánea, gestionar varias cuentas de correo electrónico o gestionar las llamadas telefónicas son operaciones sencillas de realizar con este dispositivo.

Puntos débiles y defectos

Este producto de apoyo se muestra como una versión recién salida del horno lo que implica la presencia de ciertos errores en su uso. La ejecución del producto de apoyo se realiza como una aplicación más del sistema pero si se cuelga el usuario ciego no tiene forma de reactivar el producto de apoyo a menos que configure una tecla de función para tal efecto.

El lector de pantallas consume bastantes recursos por lo que su funcionamiento en modelos con poco procesador puede resultar algo lento.

El lector de pantallas accede a los servicios básicos del dispositivo e identifica controles básicos del sistema pero encuentra problemas importantes a la hora de acceder a contenidos de la Web o aplicaciones de terceros.

Existen otros errores relacionados con la síntesis de voz, la estabilidad de la aplicación y la carencia de soporte braille. Y, aunque la estabilidad de la aplicación ha mejorado muchísimo en una reciente actualización del lector de pantallas, disponible en la tienda de aplicaciones de Blackberry, el soporte de braille y otros problemas aún no se han solucionado. Esto provoca que un usuario ciego tenga que bajar la velocidad de pronunciación para escuchar todas las letras que introduce por el teclado o que usuarios sordociegos no puedan acceder a este dispositivo ya que no se incluye compatibilidad con líneas braille.

Presente y futuro de la accesibilidad en Blackberry

Research In Motion ha realizado un movimiento a favor de la accesibilidad en sus dispositivos que resulta positivo y beneficioso para todos. Es loable el esfuerzo realizado pero ahora deben seguir con la inercia de este movimiento y mejorar la accesibilidad de la plataforma actual e incluir la accesibilidad de base para la futura plataforma, conocida como Blackberry 10.

La futura plataforma de RIM, más conocida como Blackberry 10, utilizará, principalmente, interfaces táctiles por lo que esta opción puede que no sea la ideal para aquellos usuarios que quieran dispositivos con teclados físicos. Pero RIM ha pensado en esto y en el mercado aparecerán nuevos dispositivos para Blackberry 10 que incluirán teclado físico por lo que esta plataforma puede seguir siendo la mejor opción para aquellos usuarios que necesiten un teclado físico.

Personalmente creo que el actual lector de pantallas puede satisfacer las necesidades de usuarios con ceguera total que quieran utilizar los servicios de un teléfono: realizar y recibir llamadas, enviar y leer mensajes y correos electrónicos, utilizar Twitter y poco más. Es una pena que servicios tan importantes como la navegación por la Web aún no estén habilitados pero esperemos que RIM lo solucione en futuras versiones de este lector de pantallas gratuito que da un valor añadido a sus terminales.

Blackberry screen reader, accesibilidad para ciegos en esta plataforma móvil

La empresa RIM, creadora y propietaria de la plataforma móvil Blackberry, ha publicado recientemente un producto de apoyo que satisfará las necesidades de sus usuarios con discapacidad visual.

El producto, conocido como Blackberry screen reader es un lector de pantallas que transmitirá la información visual de la pantalla del dispositivo al usuario ciego a través de una síntesis de voz.

Un hecho importante es que RIM, al igual que otros fabricantes de plataformas móviles, han comprendido que los productos de apoyo para personas con discapacidad deben distribuirse de forma gratuita. Este lector de pantallas, originado en el anterior producto conocido como Oracio, de la empresa Humanware, se distribuye de forma gratuita a través de la tienda de aplicaciones de Blackberry. Oracio, el anterior lector de pantallas para esta plataforma, tenía un precio de unos $450 por lo que esta plataforma no estaba disponible para todas las personas ciegas por el alto nivel adquisitivo necesario para acceder a ella.

En un primer momento este lector de pantallas es compatible con los modelos Blackberry curve 9350, 9360 y 9390. Otros modelos parecen no estar soportados.

RIM, para este producto de apoyo, da soporte para inglés, francés, alemán, italiano y español por lo que se deduce que la síntesis de voz soportará estos idiomas.

Algunas características de este lector de pantallas son:

  • Volumen independiente para la síntesis de voz.
  • Personalización de los niveles de volumen y canales de salida del dispositivo.
  • Atajos de teclado específicos para el lector de pantallas.
  • Posibilidad de uso del lector de pantallas durante una llamada telefónica.
  • Opciones especiales de verbalización para contenidos sensibles y contraseñas.

La aplicación puede ser descargada de forma gratuita de página de descarga de Blackberry screen reader

Mobile accessibility para Android, una solución sencilla

Android, el sistema operativo para dispositivos móviles de Google posee importantes carencias en accesibilidad. La gente de Talkback, el lector de pantallas oficial de Android, parece que no escucha demasiado a los usuarios y tampoco transmite las peticiones de desarrolladores y usuarios con discapacidad a Google. Todo esto ha provocado que grupos de desarrolladores y algunas empresas expertas en productos de apoyo se aventuren a desarrollar sus propios productos de apoyo para este sistema operativo.

Codefactory, la empresa creadora de magnificadores y lectores de pantalla para symbian y Windows mobile, ha decidido debutar en Android creando un producto de apoyo para usuarios con discapacidad visual.

Mobile accessibility

Mobile accessibility for Android es una solución de accesibilidad para usuarios con discapacidad visual que da acceso a las funciones más importantes del teléfono. Navegar por la Web, leer y escribir correos electrónicos, consultar datos del GPS son actividades que podrán realizarse con Mobile accessibility junto a las ya clásicas de gestionar llamadas, escribir y leer mensajes SMS, calendario y agenda de contactos. También permite configurar algunas cosas del terminal, como el tono de llamada, cuentas de correo, etc.

Mobile accessibility muestra toda la información en una interfaz muy simple, en blanco y negro, de forma que en todo momento se vea qué se está haciendo. Esto se debe a que Mobile accessibility no es un lector de pantallas que de acceso a todo el sistema. Mobile accessibility es un entorno cerrado accesible para personas con discapacidad visual.

Acceso limitado al sistema

Mobile accessibility incluye un lector de pantallas rudimentario que permite navegar por las opciones del launcher, el escritorio estandar de Android, y las opciones de configuración del sistema. Este lector de pantallas rudimentario da un acceso muy limitado al sistema, al igual que hace Spiel o talkBack, otros lectores de pantalla para Android. Esto se debe a que dentro del entorno cerrado de Mobile accessibility for Android no se tiene acceso a todas las opciones de configuración y manipulación del teléfono. Por ejemplo, una limitación muy grande es que, debido a las limitaciones de permisos de Android, no se puede apagar el teléfono desde el propio Mobile accessibility, hay que salir de él y usar el lector de pantallas rudimentario para apagar el teléfono o ponerlo en silencio. Android no sólo tiene carencias en accesibilidad, sino que impide crear aplicaciones accesibles que den solución a las carencias de accesibilidad a través de interfaces alternativos.

Manejo de Mobile accessibility

Mobile accessibility reconoce gestos sobre la pantalla dentro de su interfaz cerrada accesible. Esto permite a cualquier ciego con cualquier teléfono que use Android 2.X o superior el acceso a las funciones ya mencionadas. Los gestos, muy sencillos son similares a los conocidos flicks de VoiceOver para iOS de Apple. El teclado virtual sobre la pantalla táctil se usa de forma similar a como se hace en touchPad para Android o el método de VoiceOver para iOS.

El reconocimiento de gestos no funciona cuando salimos del entorno cerrado accesible de Mobile accessibility for android, por esta razón, se recomienda adquirir un teléfono que posea un trackBall, cursor o sistema de cursores en 5 direcciones. De esta forma nos podremos mover con el lector de pantallas rudimentario y acceder a las opciones de apagado y configuración del teléfono.

Esperemos que en futuras versiones de Mobile accessibility y Android mejoren estos aspectos.

Usuario ideal de Mobile accessibility

Al igual que pasó con la versión para Symbian de Mobile accessibility, allá por el año 2003, el usuario que aprovechará más este producto es aquel que quiera utilizar un teléfono de última generación sin complicarse demasiado. Por ejemplo, los teléfonos con Android de bajo coste que llegarán desde China podrían ser utilizados con este software de accesibilidad para personas con discapacidad visual. De esta forma una persona ciega podría acceder a la información de su teléfono, navegar por la Web y gestionar su correo electrónico con un teléfono barato.

Mobile accessibility puede encontrarse en el Market de Android, la tienda de aplicaciones on-line de google.

Lectores de pantalla

Un lector o revisor de pantallas es una herramienta de asistencia para discapacitados visuales grabes o totales cuya principal función es transmitir al usuario la información que se visualiza por pantalla.

Dentro de los interfaces de texto (como serían la consola de Windows, MSDOS o el Bash de Linux) las funciones del lector de pantalla son simples. Sólo tiene que poder leer cada una de las diversas líneas de texto que aparecen en la consola y transmitirlas al usuario. Otras funciones asociadas para este tipo de lectores son las posibilidades de revisar línea a línea la pantalla, verbalizar los cambios sufridos en la pantalla o crear cuadros de detección para prestar mayor atención a zonas específicas de la pantalla.

El tener un interfaz visual basado en texto y con una estructura de distribución de la información simple, como es el caso de las consolas de texto, simplifica mucho la tarea del lector de pantallas. El problema aparece cuando el interfaz consiste en elementos visuales como iconos, cuadros de texto, ventanas, barras de desplazamiento y demás controles visuales utilizados por la mayoría de interfaces gráficos de usuario comunes en Windows, GNome, KDE y MacOS X.
En este caso el lector de pantallas tiene que realizar una interpretación previa de lo que existe y se ve en la pantalla para transmitirlo al usuario.

Esta interpretación del contenido visual se hace siguiendo un protocolo y conjunto de reglas denominado off screen model.

Dependiendo del tipo de Off screen model el lector de pantallas permitirá una exploración focal (siguiendo al foco del tabulador), exploración línea a línea (como el cursor de JAWS o un lector de pantallas para consola), exploración posicional (como hace voiceOver), o exploración gerarquica utilizando el árbol de objetos (como hace NVDA y tiflowin).
También influirá a la hora de transmitir cierta información como la fuente y color del texto de un control visual, el tamaño del control, el estado del control (activo, visible, oculto, etc) o las caracteristicas de accesibilidad o información alternativa del control (tooltips, globos de texto, etiquetas descriptivas, etc).

Hay que prestar atención en la diferencia que hay entre «lo que existe en la pantalla» y «lo que se ve en la pantalla» ya que el uso de ventanas solapables en los interfaces gráficos puede provocar que el usuario sin discapacidad visual no vea lo que hay detrás de una ventana aunque siga existiendo en el interfaz. El lector de pantallas debe detectar si el control o elemento del interfaz está visible para notificarle el estado al usuario ciego. El lector de pantallas puede controlar la información visual consultando al sistema operativo sobre el árbol de objetos visuales o parasitando el controlador de video, siendo la primera opción la menos intrusiva ya que no se requiere de la instalación de ningún driver o parche de control de video.
El árbol de objetos visuales es una representación abstracta de lo que hay en un interfaz gráfico de usuario. Es utilizado por el sistema operativo para estructurar los diversos elementos de un interfaz gráfico y actualizar el estado y gestionar los eventos. En el árbol de objetos podemos tener la rama inicial en el escritorio y de ella nacen varias ramas hijas representando a las ventanas de las aplicaciones abiertas que tengamos en ese momento, de una de esas ramas pueden colgar subramas para representar subventanas, botones, barras de menú, etc presentando una vista gerarquizada de los elementos del interfaz.

El lector de pantallas también debe estar pendiente del dispositivo de entrada, sea este un teclado, una pantalla táctil o una botonera. El usuario ciego deberá utilizar el dispositivo de entrada para explorar el interfaz gráfico e interactuar con él. Por esta razón el lector de pantallas deberá modificar el comportamiento del dispositivo de entrada para incluir ciertas combinaciones de teclas, gestos o movimientos determinados para realizar las funciones de exploración en el interfaz(leer una ventana o cuadro de texto, moverse al elemento anterior o siguiente del interfaz, activar un elemento del interfaz, etc).

El lector de pantallas debe transmitir el resultado de la interpretación del interfaz al usuario con discapacidad visual utiizando un canal accesible para él, como puede ser voz sintética, eventos de sonido o salida por un dispositivo de lectura braille.

En resumen, un lector de pantallas se compone de los siguientes elementos:

  • Módulo de control del interfaz gráfico
  • Módulo de control del dispositivo de entrada
  • Módulo de salida de información
  • Off screen model

Dentro del catálogo de operaciones que un usuario puede pedir a un lector de pantallas están: Leer caracter, palabra, línea anterior, actual o siguiente; consultar tipo, tamaño y color de fuente, leer título y última línea de la ventana, repetir lo último verbalizado, etc.

Algunos ejemplos de lectores de pantalla son: NVDA, Window eyes, JAWS, Dolphin HAL, Thunder, voiceOver, Orca, Mobile speak, Talks, out spoken, virgo, tiflowin, lector98, habla, parla, etc.

La accesibilidad en crisis para los desarrolladores ciegos

En todas partes se habla de la accesibilidad en general, en otras partes, además, se habla de la accesibilidad a la Web. En muy pocas partes se habla de los problemas que encontramos los desarrolladores ciegos para poder diseñar y desarrollar software.

En la red se está moviendo una corriente de curiosidad sobre si una persona con ceguera puede desarrollar software. La respuesta, hablando desde mi experiencia personal como desarrollador en varios lenguajes y plataformas, es que si pero no gracias a esas grandes empresas y organizaciones que se mueven en pro de la accesibilidad. Esa accesibilidad que atrae a la gente y los medios de comunicación es para una mayoría de personas con discapacidad, con perfiles de discapacidad mayoritarios. Digo esto porque conozco la postura de grandes empresas como Sun microsystems, recientemente adquirida por Oracle, que no duda en adherirse a proyectos europeos en pro de la Accesibilidad pero ante una pregunta de un servidor sobre si sus herramientas de desarrollo serán accesibles también le contestaron que hay muy pocos desarolladores ciegos en el mundo como para tomarse el trabajo. Otra gran empresa de desarrollo de software y sistemas operativos, hablamos de Microsoft, que tiene uno de los departamentos de accesibilidad con más personal del mundo; parece que se asegura que cada nueva versión de sus diversos productos software guarden una compatibilidad hacia atrás en su interfaz para mantener la poca accesibilidad que tengan sus productos. Esto es así excepto para sus herramientas de desarrollo, donde a cada nueva versión un desarrollador ciego encontrará más y más problemas. Apple, empresa que se enorgullece de sacar todos sus productos accesibles desde la caja y con un departamento de accesibilidad bastante funcional, ante la petición de hacer más accesible su herramienta de diseño de interfaces comenta que mejor esforzarse en hacer accesible la versión que saldrá para la nueva generación de su suite de desarrollo software, suite que va con retraso y mientras un servidor diseña los interfaces de sus aplicaciones para MacOS X, iPhone e iPad utilizando matemáticas, mucha imaginación y mucha cantidad de código fuente en sus programas.

Las propias empresas de desarrollo de software para personas con discapacidad, como pueden ser Freedom scientific (creadores de Jaws), GWMicro (Window eyes) o Dolphin software (creadores de Hal) no se interesan en proporcionar soporte, scripts y mapas de ventana para sus lectores de pantalla.

Editoriales que publican sus libros o sólo en papel o en formato electrónico donde el código fuente se imprime en una imagen, o redactan las explicaciones haciendo referencia a imágenes y resultados visuales por pantalla.

Con todo esto se podría aventurar uno a decir que no se puede programar si un desarrollador no puede ver la pantalla. Incluso hay un movimiento por crear un lenguaje de programación para ciegos ya que con los actuales parece que no puede trabajar un desarrollador ciego.

La realidad es que los lenguajes de programación son, la gran mayoría, completamente accesibles. Lo inaccesible son los entornos de desarrollo o herramientas de desarrollo. ¿Para qué quiero aprender un lenguaje de programación discriminatorio que no va a utilizar ninguna empresa de desarrollo de software? Nadie me contrataría si sólo domino un lenguaje de programación para ciegos. Un desarrollador debe conocer varios lenguajes de programación y dominar el manejo de los entornos de desarrollo para dichos lenguajes. Si un entorno de desarrollo es inaccesible, como puede ser el nuevo Visual studio 2010, un desarrollador ciego puede optar por utilizar un procesador de textos común y corriente, y normalmente muy accesible, y utilizar el compilador y depurador en línea desde la consola de comandos. El problema de esta solución es que hace que el desarrollador ciego sea menos productivo que un desarrollador que utilice Visual Studio 2010 y en la actualidad las empresas valoran más la productividad del desarrollador que su situación o la calidad de su código.

En esta situación de posible baja productividad nos encontramos muchos desarrolladores ciegos obligados por cada nueva versión que sale de un entorno de desarrollo por parte de estas empresas con gran responsabilidad social. Estas empresas que condenan a muchos profesionales del desarrollo software que poseen una discapacidad visual a buscar sus propias soluciones porque ni las empresas que desarrollan sus productos de apoyo les apoyan.

La conclusión es que la respuesta inicial se convierte en: hay desarrolladores ciegos pero están en peligro de extinción gracias a los mismos que alzan el estandarte de la accesibilidad para todos.