Archivo de la categoría: Windows

Novedades en accesibilidad en la actualización de octubre de Windows 10

Microsoft acaba de publicar su actualización de octubre para su producto insignea, su sistema operativo Windows 10.

En esta actualización para Windows 10 se han incluido muchas mejoras en accesibilidad tanto para Narrador, el lector de pantallas creado por Microsoft, mejoras para la lectura y comprensión del texto en pantalla y otras mejoras de accesibilidad.

Ahora el texto en pantalla puede personalizarse para que sea presentado de forma más accesible a cada usuario pudiendo personalizar tanto el escalado, el tamaño del texto como la distribución del texto en pantalla para mejorar la lectura con magnificador de pantalla o con algunas discapacidades cognitivas.

Narrador incorpora nuevos atajos de teclado para que resulte más cómodo e intuitivo de usar, tanto que algunos de estos atajos de teclado son semejantes a los que ya se usan en otros lectores de pantalla.

La eficiencia y el comportamiento de Narrador ahora se parece al de otros lectores de pantalla leyendo automáticamente la información de cuadros de diálogo o alertas así como permitir el uso de funciones de búsqueda de un texto en la ventana activa o el listado de los botones, enlaces u otros elementos interactivos en la pantalla actual para localizar más rápidamente un control en concreto.

También se ha incorporado un tutorial al iniciar Narrador para que el usuario se familiarice con él lo antes posible y además tras el tutorial pueda obtener más información.

Microsoft acepta todo el feedback posible para hacer sus productos más accesibles. Puedes enviar tu feedback a Microsoft para que mejoren aún más sus productos.

Winguido: acceso simplificado a Windows para personas ciegas

Las personas ciegas, a la hora de utilizar un ordenador, suelen utilizar un lector de pantallas que les permita acceder a toda la información presente en el sistema operativo del ordenador y las aplicaciones instaladas en el mismo. Pero el uso de un lector de pantallas así como el aprendizaje necesario para manejar un ordenador puede resultar confuso e inalcanzable para algunas personas, sean ciegas o no. Por ejemplo, aunque en muchos países hay planes de alfabetización digital para personas mayores hay todavía una clara brecha digital en este grupo social. Si al hecho de ser una persona mayor se le incluye el problema de tener que aprender a manejar un lector de pantallas al ser la persona mayor ciega pues encontramos una realidad social en la que muchas personas mayores con problemas visuales o discapacidad visual carecen de conocimientos y hábitos relacionados con el uso de ordenadores.

También hay personas ciegas que carecen de los conocimientos y habilidades necesarios para un uso autónomo de un ordenador personal. Para todas estas personas puede que les resulte más apropiado el uso de un entorno accesible cerrado.

Un entorno accesible cerrado es una aplicación que permite a un usuario realizar ciertas operaciones y acceder a ciertos contenidos de un ordenador utilizando una interfaz más accesible o más simplificada adaptándose a las necesidades de un perfil determinado de usuario.

Esto es lo que es Winguido una aplicación que permite a personas ciegas realizar ciertas operaciones en el sistema operativo Windows de forma más sencilla y utilizando un lector de pantallas simplificado permitiendo que la persona ciega se centre en la tarea en lugar de tener que aprender a manejar el sistema operativo, el lector de pantallas y la aplicación que necesite utilizar.

ventajas e inconvenientes de los entornos accesibles cerrados

Un entorno accesible cerrado puede convertirse en la solución idónea para que muchas personas puedan realizar tareas muy concretas de la forma más cómoda y accesible para sus necesidades concretas. Pero este tipo de herramientas también poseen un lado negativo muy importante por lo que es necesario estudiar las necesidades, habilidades y conocimientos de cada usuario para recomendar la mejor herramienta para cada caso concreto de persona.

Este tipo de herramientas modifica y limita el uso real de un ordenador. Una persona que use únicamente este tipo de herramientas no conocerá cómo se utiliza realmente un ordenador ni podrá acceder a todo el potencial de su máquina. Además, si el ordenador presenta un problema o diálogo del sistema puede que el usuario no pueda acceder a dicha información o saber reaccionar ante la misma ya que ese evento lo enfrenta directamente con la experiencia de utilizar el sistema operativo sin capas intermedias que le faciliten el acceso.

Muchas personas no quieren ni pueden utilizar un equipo informático directamente por lo que el uso de este tipo de herramientas es muy apropiado para casos muy concretos: una persona mayor que se ha quedado ciega recientemente, niños pequeños que deben ser introducidos en el uso de nuevas tecnologías o personas adultas que carecen de destreza o recursos para utilizar herramientas más complejas.

Por último hay que indicar que no es incompatible el uso de este tipo de herramientas con un acceso más completo a un dispositivo informático. En muchos casos estas herramientas permiten realizar ciertas tareas de forma más productiva o más eficazmente que utilizando una herramienta de propósito general. En muchos casos estas herramientas son compatibles con el uso de productos de apoyo como lectores de pantalla. El usuario es quien debe tener la última palabra y para ello requiere conocer los pros y contras de las diversas opciones a su disposición.

Los orígenes de Winguido

Esta aplicación creada por Guido Ruggeri, un ingeniero italiano, es la evolución de una aplicación anterior conocida como Guido Per DOS. Esta aplicación fue creada en 1992 para que una persona cercana a Ruggeri pudiese seguir utilizando su ordenador tras tener una pérdida de visión importante. Guido Per DOS fue diseñada para funcionar en el sistema operativo MS-DOS. Con el paso del tiempo este sistema operativo fue sustituido por los usuarios en favor del sistema operativo Windows por lo que era necesaria una evolución en la aplicación para que funcionase correctamente en este nuevo sistema operativo. De esta evolución nace Winguido.

Esta herramienta ha ido evolucionando poco a poco gracias a colaboradores y nuevos usuarios que han ido aportando ideas, código y tiempo para que Winguido sea una herramienta más sencilla para personas ciegas y ofrezca más posibilidades a sus usuarios.

La herramienta ha sido traducida al español, francés y alemán y la comunidad está trabajando en más traducciones.

¿Qué podemos hacer con Winguido?

Esta herramienta nos permite realizar tres tipos de tareas: tareas relacionadas con operaciones propias del sistema operativo, tareas específicas de Winguido y acceso a servicios creados por la comunidad de Winguido.

Con Winguido se puede navegar por la estructura de archivos del ordenador y manipular los mismos, permitiendo convertir textos a ficheros de audio en formato MP3, comprimir y descomprimir archivos, acceso a servicios de almacenamiento de ficheros como Dropbox.

El acceso a los contactos, la agenda, el correo electrónico también han sido incorporados al listado de tareas que se pueden realizar con Winguido.

También se pueden editar documentos de texto y hojas de cálculo facilitando la edición de ciertos elementos complejos como tablas, atributos de texto (negrita, subrayado, etc) así como ciertas peculiaridades que facilitan el uso a las personas como el colocar el cursor en el último punto de edición de un documento ya creado facilitando el poder continuar con el escrito desde el punto en el que lo dejó el usuario.

Se pueden realizar diversas tareas de conversión de archivos como convertir de formato PDF a Word, de formato de audio WAV a MP3 o reformatear un documento de texto o tabla de datos para que el contenido se lea más comodamente utilizando una línea braille.

Se incluyen herramientas específicas para la edición como una herramienta de escritura musical o un teclado para alfabeto cirírilico.

La navegación por la Web se puede realizar utilizando un navegador web simplificado. Además, se han incorporado ciertos servicios de consulta rápida que permiten el acceso a Wikipedia y otros portales de consulta mostrando al usuario únicamente el contenido de interés eliminando otros elementos como la publicidad o herramientas de navegación habituales en este tipo de portales web permitiendo al usuario centrarse en el contenido solicitado.

Otro punto de interés es la posibilidad de jugar a juegos incluidos dentro de Winguido como juegos de cartas, ajedrez, damas, batalla naval, tres en raya, dominó y algunos juegos de solitario.

Por último se ha de indicar que se ha proporcionado compatibilidad con ciertas aplicaciones muy habituales entre los usuarios de Windows. Algunos ejemplos de esto es la posibilidad de acceder a Skype, Outlook, Adobe reader, Abby Fine Reader y Nero.

Winguido es compatible con los lectores de pantallas más comunes en Windows. Un usuario de JAWS o NVDA podrá utilizar sin problemas esta herramienta.

Busqa, compara, y si encuentras algo mejor: ¡compártelo!

La herramienta Winguido se distribuye gratuitamente para todos los usuarios que la quieran utilizar. Puedes descargar Winguido desde su página oficial, probarla y participar en su comunidad de usuarios para mejorar aún más esta aplicación.

Existe una versión portable para aquellos usuarios que quieran probar sin necesidad de instalar nada o que necesiten utilizar un ordenador distinto al habitual.

Si alguna persona quiere participar de la comunidad de Winguido u obtener más información puede enviar un correo electrónico a María García Garmendia, persona encargada de la traducción de Winguido al castellano.

Aunque la accesibilidad es cada vez más habitual en los dispositivos informáticos y los sistemas operativos actuales sigue siendo una realidad evidente la presencia de multitud de barreras de acceso para personas con discapacidad. Por esta razón es necesario que existan multitud de productos de apoyo, herramientas de asistencia y aplicaciones que faciliten la vida a todas las personas. Las personas son diversas y la tecnología también lo es.

Accesibilidad en un tablet con Windows 8

La empresa Microsoft ha publicado recientemente la ultima versión de su sistema operativo para ordenadores personales. Esta nueva versión es conocida como Windows 8 y viene en dos versiones principales: Windows 8 y Windows 8 RT. Windows 8 RT esta diseñada para ser utilizada en dispositivos móviles con pantalla táctil, como puede ser una tablet.

La accesibilidad de Windows 8 viene de serie para muchos perfiles de discapacidad. Incluye lector de pantallas, magnificador, configuración de alto contraste, reconocimiento de voz, teclas pegajosas y algunas herramientas adicionales de accesibilidad. Una prueba de su accesibilidad es este mismo articulo, el cual ha sido escrito en un sistema operativo Windows 8 Enterprise utilizando Narrator, el lector de pantallas incluido en Windows.

Windows 8 y su nuevo modelo de uso

Windows 8 presenta una interfaz con una metodología de uso bastante distinta a la de versiones anteriores de Windows. El escritorio clásico ha sido relegado a un segundo lugar. Ahora las aplicaciones son mas importantes. En la parte inferior de la pantalla están localizados controles para interactuar con el sistema como puede ser un botón para mostrar un teclado en pantalla. En la parte superior derecha están los típicos controles para maximizar, minimizar y cerrar ventanas pero las barras de menú han desaparecido de todas las aplicaciones. Los usuarios acostumbrados a versiones anteriores de Windows pueden sentirse desorientados y confusos durante las primeras sesiones de uso.

Esta interfaz promete ser mas sencilla e intuitiva que la de versiones anteriores. El problema es que, aunque esto sea cierto, muchos usuarios utilizan Windows de forma mecánica y no realizando procesos de comprensión intuitiva de la interfaz. Quizás sea el momento de que el usuario comprenda a su dispositivo en lugar de usarlo sin pensar.

Tablets con Windows 8 y personas ciegas

Las tablets han tenido mucha aceptación entre personas con y sin discapacidad, incluso entre las personas ciegas, para las que el tamaño de una pantalla táctil no aporta mejoras frente a las que presenta un smartphone como un iPhone o un Nexus. Windows 8, al igual que la versión de escritorio, incluye Narrator en la versión para tablets aunque hay que comprender las diferencias de uso entre un equipo con teclado fisico y un equipo con pantalla táctil.

Narrator esta diseñado para ser utilizado tanto con un teclado físico como con una pantalla táctil. En un equipo con un teclado físico utilizando la tecla de bloquear mayúsculas como tecla de control del lector de pantallas permitiendo explorar zonas de las ventanas y de la interfaz a las que no llega el foco del cursor. En una pantalla táctil Narrator captura los gestos táctiles del sistema y reconoce gestos con uno, dos, tres y cuatro dedos para controlar el lector de pantallas. Por ejemplo, para acceder al listado de comandos de Narrator debemos pulsar con cuatro dedos tres veces la pantalla.

Siguiendo con la experiencia de Narrator en un equipo con pantalla táctil podemos arrastrar el dedo y Narrator verbalizara el elemento que está bajo el dedo. Esto en la mayoría de elementos que resulten compatibles con la capa de accesibilidad de Windows 8.

Los gestos de control son similares a los de VoiceOver para iPhone e iPad aunque hay notables diferencias. Por ejemplo, el gesto equivalente a flick derecho e izquierdo de iPhone se hace con 3 dedos en Windows 8.

Otro problema importante es que, a diferencia de VoiceOver, TalkBack, Spiel o Mobile speak; Narrator se inicia con una configuración poco compatible con el uso de una pantalla táctil. Por defecto hay opciones desactivadas relacionadas con una escritura cómoda con el teclado en pantalla, la exploración de la pantalla con los dedos o el modo de exploración en detalle. Esto obliga al usuario ciego a personalizar el lector de pantallas con pocos conocimientos sobre los gestos mas habituales.

También indicar que existen aplicaciones que resultan confusas o nada compatibles con Narrator por lo que una persona ciega no podrá usar estas aplicaciones.

Los usuarios de magnificación de pantalla pueden encontrar que el zoom hace movimientos extraños al activar el teclado en pantalla. Lo mismo sucede con ventanas en las que se muestran barras de desplazamiento. No se sincroniza de forma apropiada el deslizamiento de una ventana con el deslizamiento de la magnificación. El usuario de magnificación de pantallas debe ir modificando tanto su foco de exploración ampliada como las barras de desplazamiento de la ventana de la aplicación que se este utilizando.

Windows 8 en tablets con otros perfiles de discapacidad

Los tablets con Windows 8, aunque su configuración y características técnicas puedan considerarse elevadas, se ven muy limitados en procesamiento y almacenamiento debido a que Windows 8 RT consume muchísimos recursos. Las funciones de reconocimiento del habla se limitan al dictado y algún comando de voz. La campana del sistema puede ser ocultada por alguna ventana o panel flotante y las teclas pegajosas pueden ser incompatibles con algunos teclados Bluetooth que no gestionan bien el mantenimiento de las comunicaciones entre dispositivos. Todo esto se origina por intentar llevar un sistema operativo de ordenador de escritorio a un dispositivo móvil y no querer adaptar la experiencia de usuario a cada caso.

Con todos estos datos podemos afirmar que Windows 8 es un sistema operativo casi terminado con respecto a su accesibilidad. Fallos más o menos importantes en sus productos de apoyo se pueden ver agravados al utilizar un equipo portátil con recursos limitados como es el caso de algunas tablets. Esto obliga a mantener la consabida afirmación de: una persona con discapacidad está obligada a adquirir un equipo con Windows con una configuración de procesador y memoria elevados ya que su producto de apoyo consumirá gran parte de los recursos

Conclusiones

Es gratificante comprobar que Microsoft se ha unido al carro de otros grandes fabricantes de sistemas operativos en la idea de que la accesibilidad, y sus productos de apoyo, deben estar incluidos de serie en los equipos. Una persona con discapacidad tiene el mismo derecho que el resto de personas a utilizar un equipo informático desde el primer instante. Aunque Narrator, la magnificación y otros productos de apoyo presentan algunas anomalías de comportamiento es necesario reconocer que esta nueva versión de Windows presenta un aspecto más que interesante y se merece una oportunidad de ser utilizado por personas con y sin discapacidad que quieran aventurarse, con paciencia y ganas de cambiar su forma de pensar, con un nuevo modelo de uso de equipos informáticos.

Microsoft Surface, la tablet de Microsoft para Windows 8

La empresa Microsoft presentó ayer, de la mano de Steve Ballmer, lo que parece ser su primer tablet comercial. Este nuevo producto fue bautizado con el nombre de Surface.

Este producto comparte nombre con la mesa de superficie táctil ya comercializada desde hace unos años por esta misma empresa.

Buscando la unión del software y el hardware

Microsoft, desde hace muchos años, ha apostado por producir software mientras otros fabricantes adaptan y crean hardware compatible. Con Surface parece que Microsoft quiere romper esta tendencia y ha presentado un dispositivo móvil completamente armonizado con su nueva versión de sistema operativo, el conocido como Windows 8.

Surface saldrá a la venta en dos modelos bien diferenciados por su procesador: versión ARM, con casi medio kilogramo de peso y características de conectividad más limitadas; y un modelo de procesador Intel, denominado pro, de casi un kilogramo de peso y con la última tecnología en cuanto a conectividad.

Windows 8 y su accesibilidad

Esta tablet llevará como sistema operativo Windows 8. Microsoft, al igual que otros fabricantes de sistemas operativos y productos móviles, ha optado por comenzar a incluir características de accesibilidad y productos de apoyo en su sistema operativo.

Narrator, el lector de pantallas de Microsoft, y funciones de magnificación de pantallas vienen incluidas en esta nueva versión de Windows con importantes mejoras con respecto a otras versiones de este sistema operativo. Narrator ahora es más parecido a un lector de pantallas real pudiendo leer información bajo demanda del usuario y seguir, casi por completo, el foco de navegación mientras el usuario ciego explora la interfaz de la pantalla. Otra mejora importante de Narrator es que Microsoft ha incorporado la posibilidad de utilizar gestos para controlar la exploración del lector de pantallas por lo que un usuario ciego no se verá obligado a conectar un teclado u otro dispositivo externo a su dispositivo táctil con windows 8.

En el apartado de accesibilidad visual el magnificador ha sufrido mejoras importantes pero sigue sin tener tantas prestaciones como otros productos de magnificación para windows por lo que algunos usuarios con discapacidad visual parcial encontrarán que este producto de apoyo no satisface todas sus necesidades.

Windows ha incorporado siempre mayores posibilidades de personalización de tamaños, fuentes, colores y contrastes para los elementos visuales del sistema frente a otras plataformas como Apple OSX, Gnome o KDE, en las que las personalizaciones son más dificultosas o menos globales. En Windows 8 se sigue con el mismo juego de características de personalización de apariencia visual que ya se disfrutaba en Windows 7.

Campana de sistema para discapacidad auditiva, teclas pegajosas y otros elementos de accesibilidad ya habituales en esta plataforma siguen presentes en esta nueva versión de Windows.

El reconocimiento del habla también es una característica presente en esta versión del sistema operativo y, aunque ha sufrido mejoras con respecto a Windows Vista y 7, sigue sin poder considerarse que este servicio de control por voz sea suficiente para una persona que no pueda utilizar un teclado o un ratón por lo que tendrá que utilizar productos específicos como Dragon Naturally Speaking.

La principal desventaja de Windows 8 es que su nuevo interfaz ha roto con muchas prácticas y convenciones existentes en anteriores versiones de este sistema operativo provocando que la curva de aprendizaje sea mayor y que la experiencia de usuario, para los usuarios habituales de Windows, sea negativa durante los primeros momentos.

Apuntador capacitivo para Surface

La versión pro de Surface incluye un stylus o apuntador capacitivo del tamaño de un bolígrafo. El dispositivo incluye sensores que permiten distinguir si el usuario está utilizando su dedo o el stylus. Además, el stylus se fija a la estructura del dispositivo mediante imanes.

Adaptar este stylus a un licornio o apuntador bucal no debe ser complejo por lo que personas con discapacidad física podrían utilizar este dispositivo de forma sencilla.

Carcasa y anclaje de Surface

Surface utiliza imanes también para la fijación de protectores, teclados externos, peanas y otros elementos. Estos imanes podrían ser utilizados para el anclaje a una silla de ruedas o un atril para personas con discapacidad. El problema está en el material utilizado para el revestimiento del dispositivo, se trata de una aleación de mercurio denominado VaporMg desconociendo las posibles implicaciones de alergias cutáneas, incompatibilidades de anclaje para tornillos o bisagras en atriles y sillas de ruedas o si el material es antideslizante para las manos para personas con problemas a la hora de manipular o sujetar objetos.

Su pantalla resulta más alargada que la tendencia de otros tablets del mercado. Utiliza una distribución similar a la de una pantalla de televisión panorámica (formato 16/9) por lo que puede resultar más apropiado como atril de silla de ruedas al ocupar menos espacio de largo. Pero esto puede dificultar el acceso a los usuarios que no puedan desplazar el brazo o la muñeca y no puedan llegar de una esquina a otra de la pantalla. Estos problemas se pueden superar fácilmente con un apuntador bucal con las dimensiones apropiadas para cada usuario.

Precio y comercialización

Microsoft no ha desvelado ni la fecha de comercialización ni su precio aunque Steve Ballmer ha indicado que tendrá un precio competitivo para ambos modelo.

El producto saldrá al mercado con dos grandes competidores: Android y Apple iPad. Puedes consultar más información de este producto en Surface official web site.

Convivencia de MacOS X y Windows dentro del hardware de Apple

Muchos usuarios que quieren dar el salto al sistema operativo de Apple tienen miedo del periodo de adaptación. Aunque MacOS X sea muy intuitivo es cierto que requiere de un periodo de adaptación, sobre todo si el usuario tiene que acostumbrarse a un nuevo producto de apoyo. Una de las posibles soluciones, para hacer que la experiencia del switcher (denominación que se da a la persona que cambia a otro sistema operativo) no sea tan traumática es utilizar 2 sistemas operativos en la misma máquina.

Boot camp

MacOS X, en sus últimas versiones, incluye una utilidad para estos usuarios que vienen de Windows pero quieren saltar a MacOS X manteniendo el uso de Windows. Esta utilidad se llama Boot camp y permite, desde MacOS X, crear una partición en el disco duro y comenzar el proceso de instalación de windows. Todo el proceso de creación y gestión de Boot camp es accesible pero cuando comience el proceso de instalación de Windows, al reiniciar la máquina, sólo dispondremos de la accesibilidad que proporcione Windows en su proceso de instalación, lo que es muy poca o nula accesibilidad.

Al utilizar Boot camp, en Windows, deberemos instalar una serie de drivers y aplicaciones que nos permitirá aprovechar más el hardware de Apple sobre Windows. Además, nos permitirá seleccionar con qué partición arrancaremos la próxima vez que encendamos el equipo. Con esta característica un usuario ciego puede decidir si arrancar Windows o MacOS X sin necesidad de acceder a Grub, Lilo o cualquier otro gestor de arranque.

Virtualización

Con la solución de Boot camp deberemos reiniciar el equipo cada vez que queramos cambiar de sistema operativo. Esta solución puede ser apropiada para aquellos usuarios que pasen largas sesiones en un sólo sistema operativo. Para los usuarios que trabajen en MacOS X y quieran, muy puntualmente, acceder a Windows para utilizar una aplicación concreta la mejor solución pasa por virtualizar.

La virtualización de un sistema operativo consiste en utilizar una aplicación de virtualización (cliente) que permita ejecutar otro sistema operativo como si fuese un programa.

Para MacOS X hay varias soluciones de virtualización: VMWare, Parallels, VirtualBox, etc. Cada una tiene sus ventajas y defectos.

La principal diferencia entre ejecutar un sistema operativo de forma nativa, como se haría con Boot camp en el caso de Windows, es que todos los recursos de hardware están disponibles para el sistema operativo. En el caso de una ejecución virtualizada, si ejecutasemos un Windows virtualizado, sólo podríamos acceder a los recursos que el cliente de virtualización nos permita. Esto se debe, principalmente, a que los recursos de la máquina deben repartirse entre los dos sistemas operativos que se están ejecutando: el sistema operativo base o anfitrión, que ejecuta el cliente de virtualización, y el sistema operativo virtualizado.

Algunas ventajas de la virtualización es la posibilidad de almacenar instalaciones completas de un sistema operativo en discos externos. De esta forma, si nuestro Windows comienza a ir más lento o se detectan problemas de ejecución que nos hacen pensar en que tenemos que reinstalar, podemos ir a la carpeta donde nuestro cliente de virtualización guarda sus máquinas virtuales (que es como se conoce a una instalación de un sistema operativo virtualizado) y sustituir el Windows corrupto por nuestra copia de seguridad. Todo el proceso de reinstalación de Windows, más de 45 minutos, se reducen a un par de minutos. Incluso algunos clientes de virtualización permiten copiar o descargar instalaciones ya creadas.

Problemas de accesibilidad y virtualización

La ejecución virtualizada de un sistema operativo puede crear conflictos con algunos productos de apoyo. Por ejemplo, se conoce el problema que existe con VMWare, uno de los clientes de virtualización más utilizados, y la tecla de bloqueo de mayusculas, utilizada por varios lectores de pantalla como tecla de función. Además, el teclado de MacOS X no posee la tecla Insert, tecla también utilizada por varios productos de apoyo. La solución pasa por remapear la función de una de las teclas duplicadas del teclado (comando, mayúsculas, etc) y asignarle a dicha tecla la función de tecla Insert.

Un problema que afecta tanto a sistemas operativos virtualizados como nativos es la poca tolerancia del driver de vídeo de Jaws a drivers gráficos un tanto especiales. En el caso de una instalación nativa, una vez hayamos instalado los drivers de Boot camp, no encontraremos problemas. En el caso de una instalación de windows virtualizada, deberemos evitar el modificar el tamaño de la ventana del cliente de virtualización. Se recomienda utilizar Windows virtualizado a pantalla completa. Además, deberemos instalar los drivers para Windows del software de virtualización que estemos utilizando.

Conclusiones

Con estas posibilidades de ejecutar Windows y MacOS X el camino del switcher se hace más cómodo. Sólo debemos decidir si queremos 2 instalaciones nativas, para largos periodos de uso de una de ellas; o instalación nativa de MacOS X y virtualizada de Windows, por lo que Windows irá un poco más lento pero podremos saltar de un sistema operativo a otro de forma muy rápida.